"Te he olvidado sin querer..."

-Te he olvidado sin querer.- Me dices... Desde luego que sí. Porque con solo un poquito de querer… aún me hubieras salvado.